fbpx

Blog Elienpedia

El Amor

Amor es ser consciencia, es ser fuente, es ser esa fuente que fluye capaz de recordarte tu verdadera esencia, tu espíritu.

Es el propio camino de la trascendencia donde todos confluimos, el mismísimo vacío, pues no tiene rostro, no tiene forma, no tiene palabra, ni siquiera tiene espacio, pues lo inunda todo.

Es la llama viva que palpita en cada corazón, es la vida convertida en una adoración continua, es ese sentimiento que llena de paz tu vida, de gratitud, alegría y bondad.

Es la propia manifestación de tu esencia como materia.

El amor es la eterna vibración de Dios, es reconocernos en todo aquello cuanto nos rodea.

El amor es ese Templo sagrado donde cada ser se convierte en un Dios.

El amor es aceptar la perfección de cada instante, es disfrutar del servicio, de tus emociones y sentimientos, de todo lo que te sucede, de los ojos de cada persona que miras, es sentirte vivo en pleno agradecimiento.

El amor es la semilla que ha sido sembrada y cultivada en cada corazón desde hace miles y miles de años. 

Es la disposición natural de cada ser humano consciente.

El amor es lo único que te hace libre, amor hacia ti mismo, amor hacia el otro. 

Sin embargo, debe prevalecer el amarse a si mismo y el amor propio, porque solo amándote a ti mismo amaras todo lo que te rodea. El amor es como el agua, es vida.

Recuerda tener siempre presente que lo único que tenemos que hacer es amarnos.

Amor infinito

Las practicas meditativas pueden ser constantes durante miles y miles de años. Las reencarnaciones pueden ser continuas.

Sin embargo, el despertar de la consciencia hacia el amor infinito hacia nosotros mismos solo se da en un instante y no requiere de grandes esfuerzos ni de grandes sacrificios, solo del amor que podamos profesar hacia nosotros mismos, al reconocernos como una herramienta totalmente valiosa en todo el Universo.

Reconociendo que cada uno de nosotros es una estrella, que los conocimientos de los misterios infinitos están solo en nuestra verdadera sabiduría, y que la sabiduría nace desde el corazón, nace desde un sentir, nace desde la experiencia que podamos obtener como seres individuales, especiales, como universos infinitos de la creación.

¿Qué seria del cielo en la noche si se apagaran las estrellas?

Por ello, te invito a mirarte en los ojos de cada ser, sintiendo tu manifestación de amor en cada uno de ellos. Solo así comprenderás la libertad de bailar, de hablar y sentir a través de otras formas.

Solo así no te miraras pequeño ni grande ante nada, no te compararas, porque lo serás todo.

Y si te sientes pequeño en algún momento, acéptalo también; 

y si te sientes triste en algún momento, también acéptalo, permítete llorar apasionadamente como las nubes, que no se humillan por llover.

Siente que hay un mundo esperando a que tu exhales para continuar viviendo, que hay un mundo esperando a que tu respires, pienses y sientas para continuar existiendo.

Te puede interesar

Imagen

Existe la imagen de un sanador, de un terapeuta, de aquel que...

Leer más

Servicio

El servicio debe hacerse cuando miras al otro como tu proyección, como...

Leer más

Deseos

Vive en el mundo sin perderte en el mundo, porque tu eres...

Leer más

Mascara

En nuestra vida cotidiana nos colocamos mascaras para ser aceptados socialmente. Las...

Leer más

Crecimiento

El proceso de crecimiento es único e intransferible. Crecer desde el interior,...

Leer más

Suscríbete

Subscríbete a nuestro boletín  y recibe inspiración mensual directamente en tu bandeja de entrada.